ACEPTAS que esta tienda utiliza cookies y otras tecnologías para que podamos mejorar su experiencia en nuestros sitios. aceptar

Lapislazuli

En la búsqueda de la felicidad todo se vale. Para lograrlo, equilibrar el cuerpo físico, espiritual y mental es la clave; por eso, es importante dejar de lado todas energías destructivas, que se van acumulando diariamente y después se convierten en obstáculos que no permiten avanzar.

lapislazuli en bruto grande

En ese camino hacia la autorrealización, existen rocas y minerales cuyas propiedades esotéricas, curativas y terapéuticas, aportan diversos beneficios que depuran el aura y contribuyen con la tranquilidad personal y el equilibrio emocional de quien las posee.

¿Qué es el lapislázuli?

Es una gema semipreciosa caracterizada por su color azul intenso y rayas doradas, es un mineral compuesto por lazurita, calcita y pirita, que funciona como escudo protector contra las energías negativas. Simultáneamente, sirve para despejar los niveles mentales, físicos, emocionales y espirituales del individuo, para que sea él mismo quien asuma los retos de su destino.

Origen del lapislázuli

Al norte de Afganistán, un país localizado en el continente asiático, está el yacimiento más grande de lapislázuli en el mundo. Las reservas de este mineral se encuentran ubicadas en la provincia de Badajshán y han sido explotadas por más de 6000 años. Sin embargo, es posible encontrarlo en otros países, como: Angola, Canadá, Alemania, Chile, EEUU, Rusia, Birmania y Pakistán.

El lapislázuli en la historia

Antiguamente, en Egipto utilizaban lapislázuli para adornar escarabajos sagrados, en la fabricación de máscaras funerarias y con fines medicinales. Seguidamente, el polvo de esta gema fue utilizado por el público femenino como sombra de ojos; luego, el azul ultramar sirvió como pigmento para artistas y telas. De hecho, durante el Renacimiento, el valor de esta piedra superaba cuatro veces el precio del oro.

Usos y cualidades esotéricas del Lapislázuli

El lapislázuli equilibra el quinto chakra, ampliamente conocido como Vishuddha o el chakra de la garganta, está relacionado con la voz interior, el desarrollo de la creatividad, la verdad y los niveles de expresión. Además, entre sus beneficios, se encuentra la propiedad de abrir el tercer ojo, es decir, quien la posee será capaz de percibir cosas que van más allá de lo normal, alcanzando mayores grados de conciencia.

De otro modo, el lapislázuli incrementa las habilidades cognitivas del individuo, así como sus capacidades físicas. En efecto, actúa para desechar sentimientos negativos, de ira, odio y rencor, que causan heridas en el alma. Por tanto, permite que su portador consiga paz para avanzar y alcanzar sus propósitos, atrayendo a su vida la prudencia y despojándolo del ego.

Igualmente, es conocido como la piedra de la confianza, porque despeja la mente y aclara los pensamientos, ayudando a mejorar la capacidad comunicativa del individuo. Se recomienda su uso en conferencias, entrevistas, exposiciones y cualquier otra actividad que implique la necesidad de opinar o expresarse, de forma clara y sencilla. Por otro lado, el lapislázuli revierte las maldiciones.

Aplicaciones curativas del Lapislázuli

En lapislázuli tiene un efecto positivo en el sistema inmunológico, nervioso y respiratorio, contribuye en el tratamiento de la tiroides, la laringe, la garganta, migrañas y dolores de cabeza prolongados. Paralelamente, ayuda a las personas con tendencias depresivas, ansiedad, epilepsia o problemas auditivos, reduce los mareos, el insomnio, la presión en la sangre y facilita la labor de parto.

El lapislázuli en la Astrología

Astrológicamente, el lapislázuli está asociado con Libra, Capricornio, Sagitario y Tauro. Se trata de una gema que atrae la prosperidad, el amor correspondido, el éxito y la buena fortuna a la vida de quien la posee. De hecho, históricamente, las joyas de lapislázuli recibidas como regalo, simbolizaban afecto, lealtad y amistad sincera.

¿Cómo cuidar y limpiar el lapislázuli?

Para usar lapislázuli con fines esotéricos o energéticos, el primer paso será limpiarla, de ese modo se descargara de frecuencias dañinas y estará lista para comenzar a sanar y proteger a su portador, ofreciéndole autoconciencia y autoconfianza al momento de expresarse.

Al ser una gema suave, porosa y bastante delicada, no es recomendable hundir el lapislázuli en agua, acercarla al calor o cubrirla con sal. Es mejor emplear un aspersor, rociarla con agua y luego limpiarla con un paño suave de algodón o una toalla de uso doméstico.

Cuando se trata de joyas, el lapislázuli se utiliza en diversos accesorios. En este caso, debido a la fragilidad del material, es importante retirar la piedra antes de dormir o hacer actividades físicas, para evitar ejercer cualquier presión sobre la gema o exponerla a altas temperaturas. La luz solar también puede decolorar el azul intenso del lapislázuli, lo mejor es guardarlo en un joyero oscuro, seco y fresco.

¿Cómo reconocer el lapislázuli?

El lapislázuli tiene un inconfundible color azul ultramar opaco, muy parecido al cielo nocturno, moteado de blanco y con venas doradas, procedentes del hierro contenido en la pirita. Su forma es irregular; mas, es posible tallarla para fabricar artículos de joyería.

¿Cómo conseguir un lapislázuli?

El lapislázuli es quien escogerá a su portador, al tomarla entre sus manos, este sentirá una conexión inexplicable con la gema, que actuará incrementando sus propiedades esotéricas. Adicionalmente, mantener una actitud entusiasta, y muy enérgica, es lo que atraerá a la piedra.

Formas y combinaciones con lapilázuli

Según el objetivo, es posible potenciar el efecto del lapislázuli en diversas formas, a saber:

Colgante, anillo o pulsera

En combinación con la turmalina, crisopracio, cuarzo, diamantes, basanita y piedra lunar, que incrementan su efecto, el lapislázuli en forma de dije contribuirá con el flujo de energías positivas y servirá como escudo protector contra las malas vibras. La mejor alternativa en este caso, es mantenerlo fuera de la vista de otras personas.

Pirámide esotérica

En forma de pirámide, el lapislázuli actuará como una explosión de energía positiva, activando el cuerpo físico y espiritual de su portador. Para manejar esta sensación, lo mejor es mantener la paz interior y dejar que todo fluya.

Bajo la almohada

Colocar una pieza de lapislázuli bajo la almohada ayuda a conseguir respuestas sobre el futuro. Esto ocurrirá a través de sueños, que funcionarán como reveladores de situaciones que tendrá que enfrentar el portador, también aportarán información sobre objeciones ocultas de quienes están a su alrededor.

COMPRAR LAPISLAZULI